HATHA YOGA

El hatha yoga es un tipo de yoga conocido por su práctica de asanas o posturas corporales, que aportan a los músculos firmeza y elasticidad. El hatha yoga se caracteriza por una suave transición entre una asana y la siguiente. Es importante, en todo momento, el control de la respiración y la capacidad de permanecer en estado meditativo durante el transcurso de la práctica. Sus beneficios son: aprender a respirar correctamente, reforzar el sistema inmunológico, aumentar la flexibilidad, mejorar el equilibrio, fortalecer músculos y huesos y equilibrar el sistema nervioso.

hatha yoga Sevilla la nueva
hatha yoga Sevilla la nueva

Es el yoga físico. Tratamos al cuerpo como recipiente de nuestra alma/mente. Busca el dominio interno y externo del cuerpo como punto de partida y medio para llegar a la integración de ambos. Esto se hace a través de la respiración (pranayama), posturas (asanas) y meditación. Controlando el cuerpo y la mente nos propiciaremos salud física y mental.

Esta técnica milenaria que busca encontrar el equilibrio entre el cuerpo y la mente, procede en sus clases con una estructura organizada: 

  • TOMA DE CONSCIENCIA: Como un “pequeño toque” para darnos cuenta de dónde estamos, habitando solamente el presente, dónde no existen juicios ni reproches a nosotros mismos. 
  • REALIZACIÓN DE LAS POSTURAS: La práctica de diversas ASANAS (posturas), que fortalecen y vitalizan el cuerpo. Aportan equilibrio, firmeza y elasticidad, además de reforzar tus músculos y huesos.
  • TÉCNICAS Y CONTROL RESPIRATORIO: El PRANAYAMA (respiración) es la energía que recorre todo nuestro ser conectando el cuerpo y la mente. Llevando la atención a nuestra respiración durante toda la práctica, aprenderemos diversas técnicas, que nos aportarán beneficios tanto en el plano físico (oxigenación corporal, mayor vitalidad…) como en el mental (relajación, paz interior, concentración…)
  • RELAJACIÓN: Parte importante de la práctica de yoga es la relajación final. Es aquí donde integramos por completo la práctica realizada y nos sumimos en un estado de apacible calma. Esta relajación también nos ayudará a ir preparándonos para la meditación.
  • MEDITACIÓN: técnicas de concentración y control de tu mente.

 Por último, no olvidemos que el YOGA es una filosofía de vida, por lo tanto con un poco de práctica, podrás ir introduciendo estas técnicas en  tu “día a día” y conseguir una vida más auténtica y satisfactoria.